Fabricarán el primer ‘papamóvil’ totalmente eléctrico

0
142

Fisker está listo para desarrollar el primer papamóvil totalmente eléctrico basado en su nuevo SUV Ocean.

Henrik Fisker y Geeta Gupta-Fisker, cofundadores de la startup estadounidense de fabricación de automóviles eléctricos, tuvieron una audiencia privada con el papa Francisco este jueves para mostrarle el nuevo diseño.

El dúo presentó al Vaticano un concepto de un Fisker Ocean modificado, un SUV moderno y elegante con una cúpula de vidrio, que brinda a las multitudes la mejor oportunidad de ver al pontífice. Fisker dijo que planea entregar el vehículo único al papa en 2022.

«Me inspiré al leer que el papa Francisco es muy considerado con el medio ambiente y el impacto del cambio climático para las generaciones futuras», dijo Henrik Fisker en un comunicado. El interior del vehículo contendrá «una variedad de materiales sostenibles, incluidas alfombras hechas de botellas de plástico recicladas del océano», agregó.

  • El papa Francisco se baja de su papamóvil para ayudar a una policía herida

Fisker dijo que ha recibido más de 16.000 pedidos para el Ocean, y se estima que la producción comience el 17 de noviembre.

  • ¿Qué cuesta más: un papamóvil o el auto de Messi?

El papamóvil

El papamóvil es el nombre que se le da a los vehículos hechos a medida utilizados para transportar al papa en apariciones públicas. Según la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos, los vehículos están diseñados para proteger al pontífice y al mismo tiempo permitirle ser visible para las multitudes.

Ingrese su correo electrónico para suscribirse al boletín informativo de cinco cosas de CNN.
«close dialog»

En el pasado, el equipo especial ha incluido un pasamanos para que el papa lo sostenga mientras saluda a la multitud, y escalones para permitir un fácil acceso dentro y fuera del vehículo. El papa Benedicto XVI tenía dos papamóviles, según la Conferencia de Obispos Católicos, y uno fabricado por Mercedes-Benz fue enviado a Estados Unidos para su visita de 2008.

Mercedes-Benz, que es propiedad de Daimler, ha proporcionado vehículos al papa desde 1930, cuando el papa Pío XI recibió un Mercedes-Benz Nürburg 460 como regalo de la empresa. Mercedes-Benz dice que también desarrolló el primer papamóvil con una superestructura transparente para la visita del papa Juan Pablo II a Alemania en 1980.

Mercedes-Benz afirma que los mismos papas han tenido los vehículos en «alta estima».

Según el fabricante de automóviles, cuando un papamóvil Clase M fue entregado al papa Juan Pablo II en Roma en 2002, el pontífice pidió a los medios que evitaran el uso del término «papa-móvil» porque «no era acorde con la dignidad y propósito de estos automóviles».