Raquel Arbaje confiesa que ser esposa de un presidente “no es tarea fácil”

0
88
  • Expresa que se torna complicado cuando se quiere ayudar rápido, ya que el Estado tiene sus limitaciones
Raquel Arbaje, esposa del presidente Luis Abinader.

Desde que debutó como primera dama, Raquel Arbaje rompió con el esquema que los dominicanos tenían de esa figura en los últimos años. La esposa del presidente de la República, Luis Abinader, se ha mostrado muy cercana a la población a través de sus redes sociales.

A través de estas herramientas siempre deja ver que está presta a ayudar en los casos de enfermedades y necesidades de las personas.

Este lunes, Arbaje se refirió al rol que desempeña y confesó “que no es tarea fácil ser compañera de vida de un Presidente, más cuando deseas ayudar y que todo sea rápido.. el Estado tiene sus procesos ..”

Sus palabras se produjeron en el contexto de un halago que recibió por su forma de manejarse.

En su respuesta, la esposa del mandatario agradeció el cumplido y destacó que cada persona tiene su forma de ser y dejó claro que “respeta a cada primera dama de esta nación”.

Refirió también que el no acompañar a Abinader, su esposo, a Ecuador le hizo darse cuenta de la responsabilidad de ser jefe de Estado.

“Ayer estaba supuesta a acompañar a @luisabinader al Ecuador, hubo cambios en la agenda de primeras damas y decidimos no incurrir en gastos adicionales. Me quedé, y no pensé que nos tocaría, en su ausencia conocer todo el peso que tiene un Presidente ante el pueblo. Gracias Dios!”, adujo.

En otro post, señaló que no tiene aspiraciones para ser presidente de la nación, como algunos han insinuado. “Me río del morbo , no soy mujer que aspira a ser Presidenta, me da una risa cuando gente paga por ahí dice ese disparate . No estaban acostumbrados a una mujer de servicio”.

Arbaje se maneja de manera directa en una oficina que tiene en el Palacio Nacional, pues el Gobierno dispuso la disolución del Despacho de la Primera Dama.