Migración: No vamos a permitir que los extranjeros hagan en nuestro país lo que les dé la gana

0
39

El director general de Migración, Venancio Alcántara, dijo que no van a permitir que los extranjeros hagan en República Dominicana lo que les de la gana.

«El trabajo mío es cumplir la ley, hacer cumplir la ley sin desmedro de los derechos humanos de nadie, respetando los derechos humanos estamos cumpliendo la ley y estamos tratando de establecer reglas de juego porque nosotros somos dominicanos y como dominicanos que somos, somos soberanos y en ese sentido no vamos a permitir que los extranjeros hagan en nuestro país lo que les dé la gana», dijo

El funcionario habló al realizar un recorrido de inspección a los operativos de interdicción y control migratorio que llevan a cabo agentes de la institución en la franja binacional de Dajabón.

Según señala un documento de prensa, el director general de Migración, Venancio Alcántara, señaló que las intervenciones se realizan en cumplimiento al procedimiento, garantías a la integridad de los extranjeros ilegales interditados, así como quienes porten documentos al día, son liberados de inmediato durante las requisas.

«Nos hemos trasladado nuevamente de manera personal a la zona fronteriza para supervisar los operativos que desarrollan nuestros agentes y le hemos reiterado las instrucciones de actuar apegados a las normas y las leyes, ya que así como reconocemos las buenas acciones de nuestro personal, así mismo seremos implacables ante cualquier anomalía detectada», advirtió Alcántara.

También, visitó las instalaciones de migración en los aeropuertos del Cibao en Santiago y el Higüero en Santo Domingo Norte, donde se reunió con todo el personal bajo su dirección.

De acuerdo con la nota de prensa, Alcántara aseguró que las acciones en ejecución tienen como propósito hacer cumplir la ley, sin incurrir en maltratos hacia la persona, además de cumplir las normas y protocolos establecidos.

Asimismo, recordó que los más de 10 mil extranjeros ilegales detenidos y repatriados en los últimos días, en su mayoría haitianos, es una muestra de que se cumple y se hace cumplir las leyes migratorias en la República Dominicana.